Bienvenidos a Zirandaro.com

EL PUEBLO CONSENTIDO DE TIERRA CALIENTE

HISTORIA 2




​Cronología de Hechos Históricos

Año Acontecimiento 1524 Zirándaro fue descubierto por el capitán Antonio de Carbajal. 
1818 El 30 de septiembre se enfrentaron los ejércitos realistas e insurgente, con victoria de éste último. 
1819 El 17 de noviembre en un nuevo enfrentamiento, volvió a salir victorioso el ejército insurgente. 
1865 Arribaron los prisioneros belgas. 
1907 El 4 de abril se aplicó el Laudo Presidencial del 12 de marzo del mismo año, mediante el que la municipalidad de Zirándaro y parte de la de Pungarabato, fueron transferidos al estado de Guerrero. Religion
Para el año 2000, de acuerdo al citado Censo efectuado por el INEGI, La población de 5 años y mas que es católica ascendió a 17,492 habitantes, mientras que los no católicos del mismo rango de edades suman 2,748 personas.

INFRAESTRUCTURA SOCIAL Y DE COMUNICACIONES

Educación En 1986 se estableció la Supervisión Escolar Federal. La infraestructura educativa del municipio cubre las necesidades de preescolar, primaria y secundaria; hay jardines de niños en todas las comunidades, primarias en todo el municipio; en el nivel medio destacan siete telesecundarias distribuidas en la Calera, Ciriquicho, La Parota, Carachurio, Guayameo, Aratichanguio y Cupuán. En la cabecera se cuenta con la escuela secundaria Técnica No. 28 y el medio superior, con el plantel No. 12 del Colegio de Bachilleres. Se destaca la biblioteca municipal “Profesor Pablo Damián González” con un importante número de volúmenes. En 1990, la población analfabeta fue de 3,975 habitantes y la población alfabeta ascendió a 7,053 habitantes; con respecto a la población de 15 años o más. Durante el ciclo escolar 1998-1999 en el municipio de Zirándaro se registraron un total de 169 escuelas y 288 profesores distribuidos de la siguiente manera: Infraestructura educativa en el municipio Nivel Escuelas Profesores Preescolar 32 38 Primaria 124 204 Secundaria 12 28 Profesional medio - - Bachillerato 1 18 Total 169 288 La cabecera municipal dispone de un mercado de abasto en el que se distribuyen productos alimenticios elaborados y sin elaborar, especialmente por las mañanas y tanto en ésta población como en las del interior del municipio, la distribución se complementa con tiendas tradicionales en las que se pueden adquirir los alimentos para el consumo humano. El sacrificio de animales menores y mayores se realiza a la usanza tradicional, ya que se carece de rastro con instalaciones sanitarias; la presa y los ríos proveen de especies comestibles que complementan la dieta. Deporte El deporte que más arraigo tiene es el voleibol, para cuya práctica existe una cancha en la mayoría de los poblados, el fútbol también es practicado por los Zirandarences en forma organizada en una liga municipal, y el básquetbol tiene canchas y habitantes que gustan de su práctica. Mención especial merece la pelota tarasca, que sobrevive en forma espontánea, por su vocación ganadera, subsisten jaripeos y suertes charras a ellas asociada Sin apoyo para su promoción y conservación.

 Vivienda 

De acuerdo al XII Censo General de Población y Vivienda 2000 efectuado por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), el municipio cuenta al 2000 con 4,737 viviendas ocupadas de las cuales 2,198 disponen de agua potable, 1,795 cuentan con drenaje y 3,747 cuentan con energía eléctrica, representando 46.4%, 37.9% y 79.1% respectivamente. La construcción típica consiste en casas de muros de adobe o ladrillo con techo de teja, sobre carrizo o fajilla apropiados para el calor y temblores, cada vez más, la construcción es rígida de techo colado. De acuerdo a los asentamientos humanos el 86.04% de las viviendas son propias y el 13.96% rentadas. 

Servicios Públicos 

La población de la cabecera municipal y comunidades aledañas, recibe del Ayuntamiento los siguientes servicios: Seguridad Pública Energía Eléctrica Panteones Agua Entubada Alumbrado Público Drenaje Pavimentación Señalización de Calles Monumentos y Teatro del Pueblo 

Vías de Comunicación

​En materia de caminos, hacia el centro del país, Zirándaro tiene una salida por el sur con 58 km de asfalto de mala calidad generalmente en mal estado, a Coyuca de Catalán cabecera del distrito. De ahí a las capitales del estado y la República, vía Iguala Guerrero o Tejupilco México. Por el norte a 18 km de la ciudad de Huetamo Michoacán atravesando el río Balsas y de ahí hacia Zitácuaro y Morelia o bien a Toluca. Hacia el interior, a 63 km. al poniente se comunica con Guayameo. A 60 km. al noroeste se llega a Aratichanguio, tocando las poblaciones de Ciriquicho, Catatemba, La Parota, El Cuitaz, La Ordeña y Hacienda Vieja, una más por el sur conduce a la comunidad del Pino, pasando por La Calera El Chivo, La Estancia, La Parota del Cuartel, Los Guajes, La Palma de los Bermúdez, Los Alacranes y San Rafael. 

ACTIVIDAD ECONÓMICA

​ Principales Sectores, Productos y Servicios Las principales actividades económicas que se realizan, son: ganadería, agricultura, pesca de autoconsumo y comercio. En cambio no existe actividad forestal organizada, tampoco tiene viveros o invernaderos, minas, turismo ni caza más allá de las especies silvestres para consumo doméstico. En la industria rudimentaria se procesa caña de azúcar en trapiches que produce dulce piloncillo. Agricultura Es la actividad preponderante y se realiza en las tierras cubiertas por régimen de pequeña propiedad y propiedad ejidal, con instrumentos rudimentarios y técnicas tradicionales, sin avance tecnológico. De un total de 11,499 has de superficie sembrada en 1995, 10,799 fueron temporaleras y 702 de riego, adicionadas de cuatro de humedad donde se cultiva maíz, ajonjolí, sorgo grano y forrajero, caña de azúcar y sandía. Mención aparte merece el cultivo del melón por parte de compañías extranjeras que rentan la tierra y cubren todo el ciclo hasta la cosecha y transporte del producto a la frontera norte. La superficie de 119 has está cubierta por frutales como mango, plátano, limón, tamarindo y ciruelo. 

Ganaderia

La práctica pecuaria para especies mayores, especialmente bovinos y en menor proporción equinos, es la de libre pastoreo; ovinos, porcinos, aves de postura, engorda y apicultura de cría doméstica. La superficie destinada a explotar ganado bovino es de 131,466 hectáreas de agostadero cubierto básicamente de vegetación y pastizales nativos y un coeficiente de 6.3 has por unidad animal. La Asociación Ganadera Local cuenta con báscula, corraletas y baño garrapaticida. Para 1982, el inventario ganadero, arrojó 45,013 cabezas de bovino; 7,529 de porcino; 519 ovinos; 5,199 caprino y 4,094 equinos; sumados a 26,786 aves y 827 núcleos de apicultura. La producción pecuaria abarca carne, leche, queso, en menor escala se produce huevo, lana, miel y cera.

Industria

En sentido industrial no existe actividad organizada, mas allá de los trapiches para caña de azúcar, que produce dulce de consumo regional, la producción de materiales de construcción como adobe, tabique y teja, para cubrir la demanda local y producción artesanal de huarachería que se confecciona con piel curtida y hule procedente de llantas, quesería en explotaciones familiares, y una raquítica producción de dulcería regional, entre la que destaca la “leche dura”.

Turismo 

No existe desarrollo con enfoque turístico. En la presa “La Calera” se podría impulsar la pesca deportiva, el paseo en lancha y la gastronomía regional. Ademas de sus Habitantes que Emigran y regresan en las Fiestas septembrinas o Navidenas.

Comercio

​En la cabecera municipal se lleva a cabo en tiendas tradicionales donde se consigue desde aperos de labranza hasta comestibles, ropa y calzado. Se empieza a realizar el comercio especializado en ferreterías, materiales de construcción, madererías, papelerías y otras. A partir de 1997, se cuenta con estación de servicios para los productos de Petróleos Mexicanos. En el interior, se conserva el modelo de tiendas pequeñas donde se expende de todo. En la cabecera municipal se cuenta con un mercado municipal, como unidad integrada.

Servicios

La capacidad instalada casi totalmente en la cabecera municipal, incluye hospedaje en 3 hoteles modestos, suficientes para la afluencia de visitantes, restaurantes donde se disfruta la comida regional, talleres donde reparar vehículos particulares y de servicio público, base de taxis en la central camionera, médicos, dentistas, farmacias, servicios personales como peluquerías y salones de belleza.

Población

​Económicamente Activa por Sector De acuerdo con cifras al año 2000 presentadas por el INEGI, la población económicamente activa del municipio se presenta de la siguiente manera: Sector Porcentaje Primario (Agricultura, ganadería, caza y pesca) 58.83 Secundario (Minería, petróleo, industria manufacturera, construcción y electricidad) 13.10 Terciario (Comercio, turismo y servicios) 25.76 Otros 2.31

Zirandaro

Se localiza al noroeste de la capital del estado, ubicada en la región de tierra caliente, entre los paralelos 18º09’ a 18º45’ de latitud norte y 100º40’ a 101º60’ de longitud oeste respecto al meridiano de Greenwich. Colinda al norte con el estado de Michoacán, al sur con los municipios de Coyuca de Catalán y Coahuayutla, al oriente con el municipio de Coyuca de Catalán , al poniente con el municipio de Coahuayutla. Extensión Su superficie es de 2,475.6 km2, representando un 3.88 por ciento del total del territorio estatal. Orografía Presenta tres formas características de relieve, zonas accidentadas en 45% de la superficie, semiplanas el 20% y planas en el restante 35%, sus principales elevaciones son los cerros de la Estrella, del Carrizo, del Maguey y Azul, su altitud sobre el nivel del mar varía entre 250 y 2,750 metros. Clima Predominan los sub-húmedos cálidos, semi-cálidos y templados, con temperaturas y precipitación pluvial de 35ºC y 500 mm., 24ºC y 800 mm y 19ºC y 1,200 mm, respectivamente. El mes más caliente es mayo, el más frío es diciembre, el mes más lluvioso es julio. Dirección de los vientos en primavera es de este a oeste y en verano de norte a sur. 

Principales Ecosistemas 

Flora 

Vegetación de selva baja caducifolia que cubre la mayor parte de la superficie, bosques con arbustos de hoja caediza que recuperan en la época de lluvia, algunas especies verdes perennes, ceiba, parota, cuéramo, zopilote, cascalote, mezquite, corongoro, tamarindo, pochote, cirián, cuirindal, quiringucua, pinzán, capires, bonetes, copales, cuachalalate, cuahulotes, guayacanes, sanchícuas, caguingas, frutales varios, especialmente cítricos, arbustos, zacates, zacatones y gramillas y una zona de bosques que incluye encinos y coníferas como pino y oyamel.

Fauna 

Puma, ocelote, venado, tejón, armadillo, jabalí, zorra, tlacuache, hurón, zorrillo, mapache, coyote, conejo, liebre, ardilla, iguana, monstruo de gila, zopilote, aura, gavilán, aguililla, gavilancillo, tecolote, tecolotillo, chachalaca, zanate, perico, primavera, correcaminos, codorniz, chicuaro, tordo, torcaza, golondrinas, calandria, palomas, habanera, arroyera, colibrí, tentecaco, güilota, patos, garzas, agachadizas en los espejos de agua, carpa de Israel, tilapia y bagre; víbora de cascabel, camaleón, alacrán, tarántula, grillos, ciempiés, gusanos, mosquitos y avispas de muchas variedades y una importante cantidad de insectos y escarabajos, destaca el estercolero que se conoce como “guirindo” gachupín, mayates y moscones diversos, todas las langostas se conocen con el nombre de chananos, libélulas, matacaballos, mariposas, cigarras, cunames, churopitetes, tijerillas, batracios por millones en charcas y ríos. Recursos Naturales Su flora y fauna, así como las corrientes que cruzan por el territorio del municipio y sus suelos aptos para la agricultura y la ganadería conforman sus principales recursos naturales. Características y Uso del Suelo La composición del suelo corresponde a los castaños o chesnut, en la parte norte del municipio, donde predominan pequeños arbustos y pastos bajos, los chernozem o negros con una alta composición de sales de calcio, adecuado grado de nutrientes minerales y nitrógeno, aptos para la agricultura. Los de estepa praire o pradera con descalcificación, se diferencian por su color, del gris pardo al gris claro y ligeramente oscuro, propicios para la ganadería; los café grisáceo o café rojizo y amarillo bosque, aptos para la agricultura. La superficie destinada a la agricultura es de 24,018 hectáreas, de las cuales el 92.7% es de temporal y el 7.2% de riego, la ganadería se realiza en 131,416 hectáreas de agostadero.

PERFIL SOCIODEMOGRÁFICO

​Grupos Étnicos La población en su gran mayoría se ha venido neutralizando en un mestizaje moreno claro en promedio general aunque en algunos se acentúa el color moreno purépecha así como en otros el encanto de los ojos claros y la tez blanca de la herencia europea, por que algunos por sus apellidos denuncian al español y al francés, como Pinedas, González, Sitt. Zirándaro tuvo una fuerte influencia española en todo el municipio en diferentes comunidades los apellidos se confunden entre Fonbonas, De la Madrid, Betancourd, etc., y muy frecuentemente encontramos mujeres hermosas de ascendencia árabe, española ó francesa, en un mestizaje que le ha dado fama a Zirándaro por sus mujeres hermosas.
No hace muchos años en la propia cabecera municipal se distinguía en la comunidad de San Agustín, hoy colonia de la propia cabecera municipal un grupo étnico claramente purépecha a quienes le llamaban los Indios de San Agustín, casi todos ellos ancianos que se fueron extinguiendo después de que sus descendientes fueron mezclando su sangre que ya se confunde en el mestizaje regional.

El pueblo de Zirándaro originalmente estaba ubicado en donde ahora se encuentra la población de San Agustín. Los únicos vestigios que quedan de aquel asentamiento son las "yácatas" que se observan desde la carretera que conduce a Ciudad Altamirano. De acuerdo al XII Censo General de Población y Vivienda 2000 efectuado por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), la población total de Indígenas en el municipio asciende a 380 personas que representan el 1.61% respecto a la población total del municipio. Sus principales lenguas indígenas en orden de importancia son zapoteco y maya. Evolución Demográfica En 1990, la población por grupos de edad de 0 a 14 años es de 46.3 por ciento; de 15 a 64 años es de 46.5 por ciento; de 65 años o más es el 5.7 por ciento y no especificado es de 1.1 por ciento. La migración principal es a los centros poblacionales con infraestructura generadora de empleo y educación, como México, Morelia, Chilpancingo y Acapulco. Destaca la migración a los Estados Unidos de Norteamérica.

De acuerdo al XII Censo General de Población y Vivienda 2000 efectuado por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), la población total del municipio de Zirandaro de los Chavez fue de 23,563 habitantes, de los cuales 11,816 eran hombres y 11,747 mujeres. La población del municipio representa el 0.76% con relación al número total de habitantes en el estado. La tasa de crecimiento intercensal de 1995-2000 es de 1.03 por ciento. La densidad de población es de 9.51 habitantes por kilómetro cuadrado.

Evolución de la Población en el Municipio Año Población 1960 13,984 1970 16,384 1980 20,024 1990 21,249 1995 22,382 2000 23,563 La densidad de población es de 9.50 habitantes por kilómetro cuadrado. En el lado oriente de la plaza de la cabecera, la plaza cívica, la estatua de cuerpo entero y el teatro que conforman el conjunto consagrado a la memoria del doctor Ignacio Chávez, busto del maestro Augusto Jaimes Gómez en la escuela primaria "Vicente Riva Palacio", busto de Alberto C. Reyes en la escuela que lleva su nombre y al poniente, busto del general Lázaro Cárdenas del Río Arqueológicos Testimonios ubicados en Catatemba, sobre la margen izquierda del río de las Balsas, saqueada desde tiempo inmemorial; incluye pirámides, plazuelas y un cementerio, todo en estado deplorable. En San Agustín, una yácata de importantes dimensiones y otras evidencias menores en los cauces de los ríos Balsas y del Oro.

Fiestas, Danzas y Tradiciones

​ Las principales fiestas tienen lugar en la cabecera municipal del municipio del 1 al 10 de septiembre (religiosa en honor del Santo Patrono) y el 10 que inicia con el “Toro de Once”, coronación de la reina del mismo mes, incluye música de banda permanente, jaripeos, carreras de caballo, bailes, desfiles. En la comunidad de Alita se da fiesta del 25 al 31 de enero, con torneo de gallos y bailes. En Aratichanguio se celebra la fiesta del patrón de su capilla, San José a partir del 19 de marzo. 

Guayameo lleva a cabo su fiesta anual el 20 de noviembre. Entre las danzas que sobreviven destaca la pastorela que organiza una familia de la cabecera municipal, tiene lugar en enero, conocida localmente como “Las Pastoras”, tiene sentido de ofrenda a la Virgen de Guadalupe, el atavío de muchachos y muchachas que participan es vistoso y alegórico, incluye bastones y sonajas de mérito artístico por su decoración con papel y listones de colores y una interesante variedad de cantos y alabanzas. Otra es la conocida como “de las maringuillas”, en la que hombres jóvenes ataviados con ropa de mujer, cubren su cara con máscaras y bailan gustos y sones ejecutados por el conjunto regional. mención especial merecen las ejecuciones de gustos y sones de tierra caliente, en fiestas con motivos de bodas, quince años, bautizos y otros, que se ejecutan en una tabla montada sobre una excavación, donde se colocan tinajas de barro que favorecen la acústica de la ejecución del redoblado y pespunteo que logran las parejas, zapateado al ritmo que marca la sonoridad de una tamborita de parches de cuero de venado, apoyada por guitarras, sextas y violines. En la leyenda tradicional se inscriben “Los chaneques”, hombrecillos de tamaño diminuto a los que se atribuyen las debilidades del ser humano como el gusto por la bebida, el cigarro y el juego de la baraja, irascibles, dados al fandango y disipación, en caso de irrumpir en su territorio o ser sorprendido dormido bajo algún árbol o en arroyos y ríos, enferman a los humanos y “enchanecarse” puede causar la muerte. Son comunes historias de amputados con “el amigo”, que concede favores a cambio del alma. Tesoros enterrados y ánimas en pena, son temas habituales entre los habitantes. “La Nana Colasa”, es la versión regional de la leyenda de “La llorona” y viven aún la leyenda del tesoro dejado por el general Vicente Guerrero en las rendijas de las lajas del “cerro de Barrabás”, que cuando el sol toma cierta posición en el cielo, despide destellos en lo alto de la montaña, donde perdiera la vida el joven Torralba, audaz cazador que se aventuró en una búsqueda que le costó la vida y la conversión en fiera a su perro, que desde entonces custodia aquel paraje. Una tradición que sobrevive es la celebración del “Día de San Juan”, que congrega a los habitantes de la cabecera en las afueras de la población, para consumir el atole especialmente preparado para esa fecha, basándose en ciruelas criollas y pinole, la tradición obliga vestir una prenda en rojo que le otorga carácter de fiesta de la juventud y la familia. Otra tradición vigente es conocida como “los enciendos”, consiste en la velación a los difuntos los días 1 y 2 de noviembre, sin alcanzar el brillo de otras regiones purhepechas, congrega en los cementerios de la cabecera a familias del interior del municipio y otras venidas de ciudades del interior.

​Música

​ Geográficamente, Tierra caliente es una extensión comprendida en la cuenca de Río Balsas, cuyo centro se ubica en la región más baja, que es Ciudad Altamirano, Guerrero. Partiendo de ese lugar y trazando un círculo imaginario en torno a Altamirano, están comprendidos diversos lugares de los estados de Michoacán, Guerrero y Estado de México....Clásicamente se ha definido como pueblos representativos de la tierra caliente; en Michoacán, a Huetamo, San Lucas, Riva Palacio, Tiquicheo,Carácuaro, Nocupétaro y Tuzantla; por supuesto, dentro de ellos, existen otras poblaciones de menor renombre, a los que habremos de mencionar en su oportunidad. En Guerrero: Ciudad Altamirano, Cutzamala de Pinzón, Coyuca de Catalán, Tlapehuala, Arcelia, Ajuchitlán, Zirándaro, Poliutla, San Miguel Totolapan, Paso de arena, Placeres del Oro y, otros, comprendidos dentro de los ya mencionados. En el estado de México, los habitantes vecinos de nuestra región, muestran elevados rasgos de sensibilidad hacia la música, el baile y costumbres primordialmente. Estos lugares son, Bejucos, Palmar Grande, Amatepec, Palmar Chico, y, en cierta forma, Tejupilco: aunque este último, manifiesta mayor arraigo por la música, en franca preferencia respecto al baile. LAS RAÍCES Buscando el origen y esencia de la música y el baile terracalentanos, bien podemos localizarlos en los bailes y piezas musicales andaluces, los cuales, traídos a estos lugares por los españoles y sus trabajadores que se avecindaron entre nuestros antepasados durante las etapas de conquista y colonia, sembraron su cultura hispano-árabe-africana-gitana que pronto fue asimilada por nuestros tatarabuelos de sangre purhé y matlalzinga y posteriormente, por los descendientes de esas razas, próximas a fusionarse. Los rasgos musicales y litararios de la piezas denominadas de tierracaliente, revelan una innegable paternidad flamenca, en parte, en los detalles que emergen como flores delatoras de dicho parentesco…...Los redobles de la tamborita, cuando acompaña un gusto o un son, resultan ser seguras reminiscencias de los bailes andaluces; más indudable, resulta la letra y música que frecuentemente denuncia su génesis: “La malagueña de Tierra caliente”, “indias” “Remas” y, expresiones tales como: “prenda de mi alma”, “bien de mi vida”, “tirana”, “Morenita mía”, “Ave María”, así como otras formas de expresión literaria y musical que nos remontan a los géneros de siguirillas, soleares, fandangos, peteneras, malagueñas y otros del repertorio de los músicos que llegaron con los colonizadores, que dan mayor valor a lo asentado, ratificando el origen ya comentado de nuestro baile y música. Es necesario señalar que siendo nuestra región propicia para cultivar ajonjolí, maíz, frijol, caña de azúcar, así como otros productos que fueron implantados por descendientes de españoles durante la colonia, quienes se constituyeron en los hacendados del porfiriato y gestores de una situación social, cultural y económica, política y religiosa que necesariamente habría de introducir como cánones los modelos de vida de España, es de advertir esa influencia que en todos sentidos tuvo mucho que ver, tanto en la clase dominante como como con sus trabajadores negros, indígenas o mestizos. Diversas clases sociales que también aportaron características muy distintivas a ese bagaje cultural que derivó en una mezcla bastante interesante por su variedad de formas y estilos y que es lo que hace de nuestra música y baile, géneros tan especiales.. .. Si observamos la estructura y contenido de un “gusto”, de origen español, que ya traía en su esencia rasgos rítmicos y melódicos de la península ibérica, así como árabes, de los cuales podemos apreciar claramente su influencia en los “lamentos” y “tiranas”, así como en las “malagueñas”, las “indias” y “remas” que son modalidades representativas de la tierra caliente. Es también, muy evidente que el ritmo del son manifiesta una marcada influencia de los bailes de negros. Aventurémonos a pensar, en torno a un son de tierracaliente muy conocido, cuyo título es “El Maracumbé”, debió inspirarlo el nombre e imagen de una negra frondosa llamada María Cumbe, a quien le fue dedicado; degenerando posteriormente en dicho nombre actual con el que conocemos a esa pieza....... Y, si no bastare ese detalle, convendría escuchar su peculiar estructura musical que, enmarcada en su ritmo y percusiones de la tamborita, sin duda nos transportarán a un lugar indeterminado de la selva africana. Independientemente de lo anterior, los nativos del lugar, al aprender esos ritmos y asimilarlos a su temperamento y formas de ser y sentir, hubieron de imprimirles tanto al ejecutar su música y su baile, una personalidad peculiar y definida –muy particular- que los convirtió en lo que son actualmente, como manifestación genuina del arte de la tierra caliente.

LOS MÚSICOS

El Estado de Guerrero es pródigo en música folclórica y en los últimos años también ha destacado con temas románticos y modernos, que se refieren al amor, al terruño, a la naturaleza, a personas y hechos propios de la idiosincrasia guerrerense. Dentro de los compositores guerrerenses más conocidos tenemos a Margarito Damián Vargas (odas de pacífico); Antonio I. Delgado (vals Río Azul); José A. Ocampo (Teopacalaquis); Aurelio F. Galindo; Vidal Ramírez (No vuelvo amar); José Agustín Ramírez (Acapulqueña); Jesús Bañuelos (Marcha felicidades); José Castañón (Tierra Colorada); Juan Bartolo Tavira (Son la Tortolita); Manuel Terán (Pedazo de mi vida); Francisco Padilla (Viva Guerrero); Isaías Salmerón (Son El Huisache); Ezequiel Cisneros (Cerca del Mar); Bolívar Gaona (Zirándaro); Manuel Villela (Michoacán y Guerrero); Héctor Cárdenas (Chilapa) y Tadeo Arredondo (Atolito con el Dedo), entre otros. Como canta autores, han sobresalido recientemente Krystal, Joan Sebastián y Oscar Athié, y como cantantes figuró en sitio distinguido Fernando Rosas; en la actualidad tiene un papel relevante en corridos y música calentana. Arturo Villela y Gererardo Reyes, con proyección nacional e internacional. En cuanto a conjuntos musicales, Guerrero también se ha significado notablemente. Por ejemplo, tenemos el trío más antiguo de México, “Los Cancioneros del Sur”, de Mingo Sánchez; el trío “Los Santos”, de Lalo Ayala; el dueto “Alma Guerrerense”, de Pedro Monterrubio; el conjunto de música calentana del fallecimiento Alfonso Salgado; el violín de Juan Reynoso, también de música calentana, y Beto Bermúdez con su guitarra eléctrica. Refiriéndonos a la conformación de un grupo de música regional de tierraceliente, generalmente, se integra así: A).- Dos violines (Primera y segunda voces). B).- Guitarra sexta; pudiendo ser una o dos, según cada conjunto. En tiempos remotos, se empleaba una guitarra de manufactura especial y que tenía una caja de resonancia con una profundidad de 15 centímetros y un diapasón corto, diseñado originalmente de acuerdo al tamaño del brazo del ejecutante, con cuerdas elaboradas con tripas de chivo. Sus trastes se marcaban con cuerdas enrolladas en el diapasón. Su utilidad, cuando no llegaba a estos lugares la guitarra sexta, tal como la conocemos, era como instrumento de percusión con algo de armonía más, había ejecutantes tan diestros en su ejecución que, además de tocar “obligados” de algunas piezas, solían ejecutar partes melódicas. A esta guitarra antigua, se le llamaba “túa”. En la actualidad, la túa, a la que también se le denomina “guitarra panzona” ha desaparecido de los conjuntos de música regional, puesto que ha sido desplazada por la guitarra sexta. C).- Una tamborita de fabricación local, cuyo vaso se elabora de un trozo de raíz de parota, que es un árbol frondoso propio de la región, al que se le extrae la madera interior, dejando sólo el “vaso”, que sirve de caja. Los parches se hacen de piel de chivo, dos aros de madera de acinchete, los cuales e tensan o aflojan con cuerdas de mecate, correas o piola y templaderas de cuero. A manera de cuento, se refiere que algunos ejecutantes de tamborita le colocaban en un extremo, parches de piel de perro y, en el otro, de coyote... Como es sabido, el perro y el coyote son animales que no se llevan bien; así que, se decía que si el tamborero tocaba por el lado del perro, la fiesta concluía felizmente, más si se tocaba por el otro extremo, había pleitos que en ocasiones envolvían a la concurrencia en verdaderos zafarranchos... Siendo eso, motivo de propósitos literarios, me concretaré a referir algo con referencia.LOS BAILADORES La ejecución de la música y el baile de nuestra región es por gusto, y con afán de diversión; por lo tanto su propósito es profano y festivo, para ocasiones tales como: Bodas, bautizos, cumpleaños, así como otros festejos. Los bailadores, un hombre y una mujer, van pasando de pareja en pareja, limitados por dos circunstancias: Una, su resistencia física y la otra, la ansiedad de las parejas que esperan su turno para demostrar también sus facultades dancísticas, de tal forma que la primera pareja inicia una competencia amistosa que se contagia a los asistentes......Las parejas bailan sobre una tarima que se coloca en la boca de una fosa rectangular aproximadamente de 70 x 200 y 80 cm., excavada en el suelo, en cuyo fondo se depositan dos cántaros con agua y, que entre la tarima, la cepa excavada y los cántaros, dan una explicable resonancia al zapateo de los bailadores quienes por parejas piden su oportunidad para ejecutar sus mejores pasos. Tradicionalmente, se acostumbra bailar en la parte de cada pieza (son o gusto) donde no se canta; aprovechando la parte cantada para “hacer pasos” de descanso y recuperar fuerzas. El zapateo es la parte más difícil y es esa la oportunidad de “lucirse” cada pareja, dejando a sus sucesores en la “tabla” una especie de “muestra” que deberán superar con alarde de ritmo, gracia y contratiempos en los redobles que exaltan el brío de los “mirones”, quienes en frenética admiración hacia los bailadores, exclaman con júbilo: -¡Voy polla! -¡Yo, voy gallo! -¡Voy polla, porque’ l gallo se and’hogando! Y otras exclamaciones que, entre el ambiente impregnado de “Zihuaquio” (mezcal procedente de aquel lugar, en Guerrero) música, y ese espíritu bravío tan especial del terracalentano, elevan al clímax el entusiasmo en franco duelo entre bailadores y músicos… Las parejas, en amistosa disputa por la tabla, esperan ansiosas, tomadas de la mano, viendo a los bailadores en turno, bañados en sudor, con la esperanza de que el cansancio les haga bajar de la tarima para dar paso al siguiente par de bailadores. En nuestra época, son contados los bailadores que han ganado la admiración por su virtuosismo en la ejecución, sin embargo, es casi legendaria la fama que hasta estos días ha llegado de excelentes bailadores del rumbo de Zirándaro, Huetamo y Carácuaro, así “El chino” Tello, de las paredes, Juan “Laja” de la Laja; Eusebio Wences de la Puchímita, Carlos y Joaquín Alvarado, David Durán Naquid, de Huetamo, Michoacán. Zirándaro cuenta con la tradicional musical característica de la región de tierra caliente, de origen relativamente reciente encuadrada en el modelo denominado “sonecito de la tierra”, que con carácter festivo y profano, se generaliza a lo largo del país a fines del siglo XVIII, entre los creadores de formas locales se destacan Juan Bartolo e Isaías Salmerón, muertos en 1924 y 1951 respectivamente, iniciadores de una corriente creativa que continúa, tiene vínculos con la tradición del conjunto de arpa grande de la Tierra Caliente de Michoacán, de la depresión del río Tepalcatepec. El conjunto característico se forma con dos violines, una o dos guitarras sextas y una tambora de madera de parota de doble parche que marca el ritmo con baqueta y bolillo, en desuso quedaron la guitarra panzona y el arpa, de los instrumentos vigentes sólo la tambora es de hechura local. El repertorio se integra fundamentalmente por dos géneros, el gusto y el son, ambos procedentes de la misma fuente, los sones y jarabes viejos, el gusto suele ser más lento incluyendo siempre canciones de coplas líricas y/o picarescas. La velocidad del son es mayor y no es común que tenga letra para cantarse, cuando llega a tenerla su orientación es preferentemente picaresca, se baila por parejas mixtas y su ejecución es de gran dificultad y requiere buena capacidad física. La temática en general, se asocia con faenas ganaderas, mucho de referencia al entorno especialmente zoomorfos, llevan nombre de animales y en su ejecución, los bailadores imitan los movimientos de aquellos, no falta al repertorio local la música fúnebre, valces lentos que se tocan en velorios y entierros, el corrido tiene vigencia en la región con piezas narrativas de colorido y valor descriptivo de personajes, sucesos, usos y costumbres. Los intérpretes son músicos que intercalan ésta actividad con la agricultura temporalera, amenizan fiestas familiares y religiosas, en su esplendor acompañaron las fiestas asociadas a las faenas de contar el ganado de las haciendas para herrarlos, señalarlos, separarlos y embarcarlos, conocidas como “recogidas”. Artesanías No existe trabajo catalogable de artesanal, puede acercarse a ésta definición el tejido de hamacas y atarrayas para pesca. Gastronomía En desayunos típicos se consumen uchepos, toqueres, calabaza (enmanácatas) y dulces basándose en ciruelas (en shúmatas), varias formas de consumir la leche (en pochómatas), elotes cocidos y nanches silvestres, quesos, jocoques y requesones domésticos complementan la dieta, que incluye guisos regionales basándose en carnes de res y puerco como el aporreado, barbacoas de res, chivo y cordero, el frito de puerco y el mole con tamales nejos, el asado de pollo, chanfaines, longanizas y chorizos, pozoles, bagres y mojarras, cecina de res, frijoles “puercos” y la postrería regional incluye tamales, dulces y atoles.

GOBIERNO

Principales Localidades Cabecera Municipal.- Su nombre es Zirándaro. Se encuentra al noroeste de la capital del estado, a 60 kilómetros al poniente de ciudad Altamirano, , sus actividades económicas principales son la explotación ganadera de tipo extensivo, la agricultura principalmente de temporal y el comercio y los servicios en pequeña escala. Presidente Municipal Síndico Procurador 3 regidores de mayoría relativa. 2 regidores de representación proporcionalOrganización y Estructura de la Administración Pública Municipal Autoridades Auxiliares Como autoridades auxiliares se cuenta con el Comité Municipal de Consulta y Participación Ciudadana, Comités Comunitarios del Consejo de Desarrollo y 27 Comisarías Municipales. Regionalización Política Pertenece al distrito federal electoral No. I y al VII local. Reglamentación Municipal Bando de Policía y Buen Gobierno Reglamento Interior del Ayuntamiento Reglamento de Catastro Municipal Reglamento de Espectáculos y Diversiones Públicas Reglamento de Agua Potable Reglamento de Alcantarillado y Drenaje.  

​Cronología de los Presidentes Municipales Presidente Municipal Período de Gobierno

Herminio Flores 1941-1942 
Augusto Jaimes Gómez 1943-1944
Pastor Mendoza 1945-1946
Reynaldo Torres 1947-1948
Alfonso Gaona 1949-1950 
Germiniano Pineda 1951-1952
José Bermúdez Pineda 1953-1954
Albino Macedo Rivera 1955-1956 
Marcelo Pineda Pineda 1957-1959
Augusto Jaimes Gómez 1960-1961
Albino Macedo Rivera 1961-1962 
Gustavo Bermúdez Pineda 1963-1965
Ublester Damián Bermúdez 1966-1968 
Abelardo Ochoa Sierra 1969-1971
Pedro Juárez Gaona 1971-1974
Int. De Nicolás González 1974-1975
Prof. Theobaldo González P. 1975-1977 
Humber Bruno Gaona 1978-1980
Bolívar Gaona Salgado 1981-1983 
Efraín Peñaloza Ochoa  1984-1986
Juvenal Jaimes Torres  1987-1989 
Lic. Aurelio Peñaloza García  1990-1993
Lic. J. Luis Ramírez Mendoza  1994-1996
Raúl Ríos Núñez  1997-1999
Benito Pineda León  1999-2002
Marcial Cardenas  2002-2005 
Catalino Duarte   2006 - 2008
Raul Rios Nuñez   2008 - 2012

Marcial Cardenas  2012  2016